DENUNCIA URGENTE DESDE COLOMBIA

#Justicia #FalsoPositivoJudicial #LibertadParaLasYLosPresosPoliticos| Sobre las 3:00 de la madrugada de ayer martes 24 de marzo de 2020 sin ninguna formalidad judicial emitida por un juez, varios guardias del INPEC llegaron hasta la celdas de las prisioneras políticas LINA VANESSA JIMÉNEZ NUMPAQUE, LIZETH JOHANA RODRÍGUEZ ZARATE y ALEJANDRA MÉNDEZ MOLANO, víctimas del Falso Positivo Judicial conocido como el Caso Andino, y las sustrajeron arbitrariamente de sus celdas para supuestamente trasladarlas hacia otro lugar que hasta el momento no le han dado a conocer ni a sus abogados ni a sus familias, según otras internas del mismo centro penitenciario, a las prisioneras políticas no les dejaron sacar ni sus pertenencias, solo les dejaron llevar tres mudas de ropa a cada una. Por todo lo que viene sucediendo en las cárceles del país en donde el INPEC ha masacrado a más de 30 reclusos se teme por la vida de ellas.

LINA VANESSA JIMÉNEZ NUMPAQUE, es una Artista plástica egresada de la Universidad Nacional de Colombia a quien siempre la ha interesado explorar y crear propuestas plásticas y audiovisuales, es una empedernida amante de la lectura, de la pintura, de los animales, del ejercicio al aire libre y de la gastronomía; desde muy pequeña siempre ha sido creativa, trabajadora, emprendedora y con un carácter excepcional. Una amante y defensora acérrima de la vida.

LIZETH JOHANA RODRÍGUEZ ZARATE, es una Abogada y Defensora de Derechos Humanos y de la Jurisdicción Especial Indígena egresada de la Universidad Nacional de Colombia, se ha caracterizado por sé una mujer trabajadora, valiente, inteligente y con un profundo sentido de lo humano que la ha llevado a siempre trabajar y estar del lado de las comunidades más vulnerables.

Ha liderado procesos con las comunidades afrodescendientes y campesinas de la región del Urabá Antioqueño donde y a la par de desarrollar su trabajo en Defensa de los derechos humanos, enseña a leer y escribir a niños y personas adultas y algunos rudimentos de costura a las mujeres víctimas del conflicto armado.

También ha trabajado con las comunidades indígenas del país lo que la llevó a entender y compartir desde la perspectiva de la justicia propia comunitaria, que los usos y costumbres de las poblaciones ancestrales tienen una riqueza profunda y además mucho que enseñar al modelo de justicia que Colombia ha implantado en la actualidad.

Precisamente todo este trabajo que ha desarrollado como Defensora de Derechos Humanos la llevó a que adelantará en cada una de las comunidades donde trabajó, espacios de estudio y enseñanza sobre los mecanismos de derecho para la defensa del territorio, los valores ancestrales y la justicia.

ALEJANDRA MÉNDEZ MOLANO, es Abogada y Defensora de Derechos Humanos egresada de la Universidad Nacional de Colombia, con experiencia en Justicia Comunitaria, Resolución de Conflictos, Derechos Humanos y Educación; siempre ha tenido un rendimiento académico excelente y se ha destacado por su liderazgo, por su trabajo investigativo y su labor de voluntariado en las comunidades más vulnerables, que va desde la Defensa técnica y apoyo jurídico a comunidades indígenas, afrodescendientes, campesinas y religiosas hasta proyectos pedagógicos y alfabetización de adultos mayores.

Su amor por los derechos humanos y la dignidad humana la llevó a hacer parte del Equipo Jurídico Coordinador del Proyecto Doña Juana, en los que se resuelven las solicitudes de reparación de los damnificados por el derrumbe de ese relleno. Ahí trabajo hasta el día en que la vi culparon a este Falso Positivo Judicial que hoy la tiene privada de su libertad.

Sin duda han sido sus trabajos como Líderesas Sociales y Defensoras de Derechos Humanos lo que molestó a las elites más poderosas de este país y por ello buscaron una vía rápida de sacarlas de sus labores montandoles todo un entramado judicial mediante el cual las vincularon al atentado del Centro Comercial Andino y las acusaron de pertenecer a una supuesta guerrilla urbana denominada Movimiento Revolucionario del Pueblo -M.R.P.- y a la guerrilla del Ejercito de Liberación Nacional -ELN-, que hoy las tiene tras las rejas. Esperemos que ahora el INPEC y el Estado respondan por sus paraderos. (G.E.M.C.).